Cómo Solicitar un Préstamo Online Paso a Paso

Hacer realidad cualquier proyecto o atender una urgencia son algunos de los motivos para solicitar prestamo online. Este tipo de producto financiero tiene la finalidad de ayudarte a conseguir cualquiera de tus objetivos y en la actualidad se pueden solicitar de manera muy sencilla, realizándolo todo de forma online y sin complicaciones.

Toma nota de todo lo que necesitas para solicitar un préstamo online y haz realidad cualquiera de tus proyectos.

 

Pedir un préstamo online, ¿qué necesito?

Puede parecer una obviedad, pero para pedir un préstamo es necesario tener un motivo. Puede ser poner en marcha un pequeño negocio, atender la matrícula universitaria o unos estudios de máster, reparar el coche u obtener liquidez inmediata. Pero para pedir un préstamo online y que te sea concedido, deberás cumplir con una serie de requisitos.

En primer lugar, ser mayor de edad y tener un DNI o NIE en vigor. Sí, no importa que no tengas la nacionalidad española, esto no es un requisito en absoluto para poder conseguir tu préstamo online. De la misma manera, es necesario que tengas abierta una cuenta con IBAN español. Es muy sencillo, ya que en esa cuenta corriente se depositará el importe del préstamo y es en la que se cobrarán mensualmente las cuotas acordadas.

Para solicitar tu préstamo online, deberás acceder a la web de la entidad financiera y consignar todos tus datos personales. La solicitud de préstamo es muy fácil y comienza eligiendo el importe y el plazo de devolución. Puedes solicitar hasta 10.000 € y pagar el préstamo en seis años, es decir, en 72 meses. Una vez que tenemos todo esto presente, adjuntaremos los siguientes documentos:

  • El DNI o el NIE por ambas caras. Puedes hacer una fotografía nítida con tu teléfono móvil.
  • Un justificante bancario en el cual aparezca tu número de cuenta. Recuerda lo que te hemos comentado anteriormente, que es donde se abonará el importe del préstamo y donde se cargarán las cuotas.
  • Finalmente, un justificante de ingresos. Si trabajas por cuenta ajena, la última nómina. Si eres autónomo, la declaración trimestral del IRPF, o bien, la última declaración trimestral de IVA. Si eres pensionista, la Seguridad Social te enviará el certificado anual de revalorización de la pensión. Tengo a mano para solicitar tu préstamo online. Si no lo tienes, puedes solicitarlo de manera telemática o acudir a las oficinas de la Seguridad Social para que te proporcione este certificado actualizado.

Deberás también leer y descargar el INE, un documento que incluye información precontractual referente a la oferta que has seleccionado previamente en el simulador. Léelo bien para que tengas claro cuál es el producto que vas a contratar. Una vez leído, entendido y descargado, podrás continuar con los pasos en los cuales adjuntarás la documentación y firmarás tu contrato.

Una vez completado todo el proceso, la entidad financiera comienza con el estudio de tu solicitud. Con ello, se asegura de que eres una persona solvente para hacer frente a las cuotas. También consultará registros de impagados o el CIRBE para valorar posibles riesgos que tengas asociado como cliente de una entidad financiera. Si la entidad determina que eres apto para la concesión del préstamo, ya lo tienes hecho. Se te informará de que tu préstamo ha sido concedido y a la mayor brevedad posible quedará ingresado en la cuenta corriente que has consignado.

¿Para qué se pide un préstamo online?

Son muchas y diferentes la razones que llevan a una persona a solicitar un préstamo online. Tras cada solicitud de préstamo siempre hay una necesidad. Es evidente que estamos viviendo momentos complicados, y la ayuda que proporciona un préstamo puede ser la solución más adecuada a cualquier inconveniente que estemos pasando. Pero también, ayuda a hacer realidad muchos de nuestros proyectos.

Por ejemplo, uno de los destinos más habituales de un préstamo online es realizar pequeñas reformas en el hogar. También poder abordar unos estudios, o poner en marcha un pequeño negocio o proyecto de carácter empresarial. Nuestra situación actual está llevando a muchas personas a decantarse por la opción del autoempleo, a hacerse autónomos o pequeños empresarios y no tener que depender de nadie. Un préstamo personal online posibilita poner en marcha esos deseos y hacerlos realidad.

Ya sabes cómo es de sencillo solicitar un préstamo online. Teniendo un ordenador o teléfono móvil con conexión a Internet y tu documentación preparada, sólo quedan unos pasos para que puedas hacer realidad el sueño de tener liquidez en tu cuenta corriente y materializar lo que tienes en mente. El aumento de solicitudes de préstamos online da una buena idea de la solvencia de este tipo de producto.

No tienen complicaciones  al ser una financiación que puedes solicitar desde cualquier lugar y sin necesidad de acudir a tu banco. Recuerda que todo el proceso de solicitud de tu préstamo online se realiza mediante unos protocolos de seguridad muy estrictos, por lo que no debes temer por tus datos personales o información sensible.